Casa Blanca niega que Trump pidiera a FBI cerrar pesquisa sobre Rusia

GETTY IMAGES

GETTY IMAGES

"Como presidente quería compartir con Rusia (en una reunión programada en la Casa Blanca), para lo que tengo todo el derecho, datos relacionados al terrorismo y la seguridad aérea. Es buen tipo. Espero que le puedas dejar ir", le dijo el presidente.

Además, los jefes del Comité de Inteligencia enviaron este miércoles otra carta al director en funciones del FBI, Andrew McCabe, para pedirle "cualquier nota" de los memorando que supuestamente Comey escribió para documentar cada una de sus conversaciones telefónicas y encuentros con Trump, de acuerdo con The New York Times.

La insólita presión, desmentida por la Casa Blanca, fue ejercida en el Despacho Oval el 14 de febrero pasado.

En su lugar, se habían enfocado en la violación del protocolo de espionaje, que podría resultar en que aliados estadounidenses se rehusen a compartir datos sensibles con la Casa Blanca, y en la tendencia de Trump de abandonar el guión para el malestar de sus asesores. Douglas Smith, un ex secretario adjunto de Departamento de Seguridad Interna, dijo que Trump parece haber puesto en peligro el "santo grial" del mundo de inteligencia: los métodos y medios para recolectar información. InquietudLa decisión del presidente preocupa a círculos diplomáticos y los servicios de inteligencia.

Con la polémica aún viva por el despido del director del FBI, que investigaba la supuesta injerencia rusa en las elecciones de 2016, la nueva información sobre Trump y Rusia publicada por el diario The Washington Post volvió a desatar revuelo en una Casa Blanca ya acostumbrada al caos y a tener que dar explicaciones.

Según The New York Times, el exjefe del FBI había adquirido el hábito de redactar memorandos sobre esas conversaciones con Donald Trump debido a que las percibía como "intentos inapropiados del presidente de influir en una investigación en curso". El diario no vio ese documento sino que el asistente de Comey leyó al periodista parte del texto.

La víspera, el consejero de Seguridad Nacional, Herbert Raymond McMaster, calificó de mentirosas las afirmaciones de los medios y aseguró que Trump sólo discutió con Lavrov las amenazas comunes del terrorismo global y las relaciones entre Washington y Moscú. Ocurrió al día siguiente de que el teniente general Flynn, después de 24 días en el puesto, hubiese sido destituido por haber mentido sobre sus conversaciones con el embajador ruso en Washington, Sergéi Kislyak. También se supo que recibió decenas de miles de dólares de tres compañías rusas, incluyendo la cadena de televisión RT, por discursos o intervenciones realizadas poco antes de que se uniera a la campaña electoral de Trump.

Trump despidió sorpresivamente a Comey la semana pasada y dijo que había sido por su manejo público de la pesquisa sobre las prácticas de correo electrónico de Hillary Clinton.

Noticias recomendadas

We are pleased to provide this opportunity to share information, experiences and observations about what's in the news.
Some of the comments may be reprinted elsewhere in the site or in the newspaper.
Thank you for taking the time to offer your thoughts.